Saltar al contenido
Dientes10

Bruxismo

bruxismo

¿Has despertado alguna vez con dolor en la mandíbula o los dientes y no sabes la razón? ¿Tus dientes se ven algo desgastados? ¿De vez en cuando sientes que tus oídos zumban? Si respondiste a todas las preguntas con un rotundo “sí”, es muy probable que tengas bruxismo nocturno.

Cuando hablamos de bruxismo nos referimos al hábito de rechinar los dientes. Este puede producirse tanto en la noche como en el día, aunque se da más frecuentemente cuando la persona que lo padece está dormida, por tanto, se hace difícil controlarlo.

La acción consiste en frotar de manera fuerte los dientes superiores contra los inferiores o viceversa, la mayoría del tiempo, de manera inconsciente.

Se dice que el bruxismo está asociado a problemas psicológicos, sin embargo, las consecuencias son notadas en las piezas dentales, puesto que estas se desgastan. Por ello, este trastorno también es tratado desde el punto de vista odontológico.

Tanto niños como adultos pueden verse afectados por el bruxismo y alcanza cifras de entre 10 y 20 % de la población mundial. Se presenta los niños de  4 a 6 años y en adultos de cualquier edad. Comúnmente, las personas con esta condición presentan dolores de cabeza, oído, cuello y músculos de la mandíbula, y desgaste dental.

Causas del bruxismo

Hasta el día de hoy, no se sabe de manera exacta cuáles son las causas del origen de este padecimiento, aunque muchos especialistas apuntan al hecho de que el mayor ente desencadenante es el estrés. La ansiedad podría ser otra causa del bruxismo.

Otras causas asociadas son las mal oclusiones mandibulares, en el desarrollo del niño se pueden provocar alteraciones o trastorno en la oclusión que generan, ya sea de manera directa o indirecta, que acabe por rechinar sus dientes a la postre. También cuando hay alguna pieza dental distinta se puede generar de manera inconsciente.

Algunos expertos atribuyen el bruxismo a trastornos neurológicos, también asociados a los que generan apnea del sueño, sonambulismo, micro despertares y otros problemas que tienen relación con el sueño. Esta sería la causa por la que los niños (y también los adultos), presentan bruxismo nocturno.

Por otro lado, se ha comprobado que hasta en un 50 % de los casos, los niños y las personas con bruxismo en general, tienen algún familiar con el mismo problema, por lo cual se atribuye a factores genéticos.

Tipos de bruxismo

Las características del bruxismo se pueden mostrar a cualquier hora del día, es por ello que se ha realizado una clasificación de acuerdo con la sección del día en que se da o en la que es más frecuente.

Bruxismo diurno

Este se puede dar de manera inconsciente, pero con frecuencia, la persona que lo padece realiza la reacción de manera consciente. Podría tener relación con otras manías o tics nerviosos, como morderse los labios o comerse las uñas.

Es más frecuente cuando quien lo sufre está estudiando, trabajando o conduciendo, en otras palabras, cuando hay alto grado de concentración.

Bruxismo nocturno

En este caso, la acción es totalmente involuntaria, ya que se produce cuando la persona está dormida. Si presentas dolor de cabeza al despertar o sientes tu mandíbula cansada, probablemente esta sea la causa.

Bruxismo diurno y nocturno

Las personas que rechinan sus dientes durante cualquier etapa del día padecen este tipo de bruxismo y es el más grave de todos, puesto que genera mayor cantidad de daños en las piezas dentales al estar más tiempo sometidas a la fricción.

Bruxismo en niños

Este mal hábito de rechinar los dientes daña los dientes de los niños. En la mayoría de los casos, en ellos el bruxismo se muestra mientras duermen. Comúnmente, realizan la acción inmediatamente después de quedarse dormidos y cesan cuando el sueño es profundo.

El trastorno aparece en los niños de entre 4 y 6 años de edad y puede desaparecer al pasar los años. Sin embargo, en muchos casos se mantiene hasta que el niño llega a edad adulta.

En ocasiones, los padres no se dan cuenta de que sus niños padecen bruxismo y es el pediatra quien lo detecta al observar el desgaste de las piezas dentales.

 

bruxismo

Síntomas del bruxismo

Sea cual sea la edad del paciente, los síntomas de este trastorno se ven reflejados en las piezas dentales y los lugares adyacentes. Estos incluyen:

  • Fracturas de los dientes.
  • Los dientes pueden llegar a aflojarse.
  • Hipersensibilidad dental, como consecuencia del deterioro del esmalte.
  • Dolores en los músculos de la cara, los oídos, la mandíbula, el cuello y la espalda.
  • Dolores de cabeza.
  • Mareos
  • Presencia de un ruido en el oído, conocido como tinitus.
  • Trastornos del sueño.

Consecuencias del bruxismo

El ruido que producen los dientes al chocar entre sí es muy molesto, pero las principales consecuencias del bruxismo son sufridas por los dientes. Estos comienzan a desgastarse por efecto de la fricción y se va perdiendo el esmalte dental de manera progresiva, exhibiendo la presencia de la dentina, que es de color amarillento.

Al no tener la capa protectora, que es el esmalte dental, los dientes adquieren cierta sensibilidad. Además, si no se atiende el problema a tiempo y persiste, las piezas dentales se vuelven frágiles y pierden su fijación, de modo que pueden romperse o, en casos más graves, caerse.

Otras consecuencias incluyen los dolores de cabeza y la afección de las articulaciones temporomandibulares. El bruxismo hasta podría llegar a atrofiar los músculos que se encargan del proceso de masticación de los alimentos.

Cómo evitar el Bruxismo

Como en la mayoría de los casos, lo más importante es que el afectado tome consciencia de que tiene un problema y quiera, de manera voluntaria, realizar las acciones encaminadas a reducir y eliminar el rechinamiento de los dientes para no sufrir las consecuencias.

Cuando se sospecha o se tiene certeza de que la causa está relacionada con el estrés o la ansiedad, lo mejor es seguir las siguientes recomendaciones:

  • Hay que reducir la actividad cuando empieza a atardecer.
  • El descanso es importante, debes descansar de 60 a 90 minutos antes de ir a la cama.
  • Evita en cuanto sea posible irte a dormir pensando en las preocupaciones que aquejan tu vida diaria.
  • Procura no realizar actividades físicas que requieran mucho esfuerzo después de las 6 de la tarde. Tienes todo el resto del día para ejercitarte.
  • No tomes alcohol, té o café antes de acostarte.
  • El ambiente en el que duermes también juega un papel importante en el correcto descanso para evitar el bruxismo. Crea un espacio de sueño agradable, tranquilo y fresco.

Otras acciones recomendadas para ayudar a la reducción de los dolores o molestias mandibulares originadas por el bruxismo son:

  • Evita forzar la mandíbula masticando alimentos que sean muy duros.
  • Puedes aplicar terapias con cambios de temperatura en tu mandíbula. Coloca hielo o un paño con calor húmedo para calmar los dolores.
  • No realices actividades que requieran el movimiento continuo de la mandíbula como, por ejemplo, masticar chicle.
  • Realiza ejercicios de estiramiento en los músculos que conforman la boca.
  • Es importante que busques una medida para proteger el esmalte dental, para ello, puedes aumentar el consumo de calcio en tu dieta diaria.

Ejercicios para el Bruxismo

Si sientes dolor en los músculos de los hombros, el cuello o la cara puedes realizarte masajes que ayuden a relajar los músculos. A continuación, te enseño un excelente masaje para eliminar la tensión provocada por el bruxismo:

  • Con la ayuda de los dedos medio e índice, realiza masajes circulares lentos y suaves en ambos lados de tu mandíbula. Mantente realizando esta acción por un tiempo de aproximadamente un minuto.
  • Ahora, con el empleo de tus tres dedos centrales, presiona con suavidad el área ubicada un centímetro por debajo de los pómulos. Intenta detectar las zonas con mayor dolor o tensión. Continúa presionando por al menos un minuto.
  • Realiza el mismo procedimiento del punto anterior, pero esta vez en la sien. También debes mantener la presión por aproximadamente un minuto.
  • Como paso final, realiza estiramiento de la mandíbula. Esto lo lograrás colocando los dedos índices encima de tus muelas inferiores y mantén la boca ligeramente abierta. Trata de no ejercer tensión. Presiona hacia abajo con los dedos a la vez que intentas cerrar la boca. Realiza este ejercicio cuantas veces lo desees para obtener mayor relajación.

Ya sabes que tratamiento casero puedes emplear para evitar el bruxismo y calmar las molestias ocasionadas como consecuencia del mismo. En el caso de los más pequeños, con la ayuda de esta información puedes guiarlo para que aprenda a cambiar sus hábitos y realizar los ejercicios por sí mismo.

Si bien el tratamiento mencionado ayuda a la relajación muscular y a la reducción del bruxismo, también es necesario el tratamiento implementado por el odontólogo.

Tratamiento para el bruxismo con férula de descarga

Es difícil controlar el bruxismo nocturno, puesto que este se da de manera inconsciente. Es por ello que los especialistas recomiendan el uso de ferulas de descarga mientras dormimos, de modo que se evite la fricción de los dientes mientras el paciente duerme.

Más vendido. 1
Férula Dental de Descarga, 4 en Dos tamaños Ferula...
107 Opiniones
Férula Dental de Descarga, 4 en Dos tamaños Ferula...
  • DIVISIÓN PROFESIONAL MULTIFUNCIONAL: nuestra Férula Dental...
  • CERTIFICACIÓN DE MATERIAL DE ALTA CALIDAD: Nuestras férula...
Más vendido. 2
2 x Férula dental de descarga nocturna, anti bruxismo...
1.494 Opiniones
2 x Férula dental de descarga nocturna, anti bruxismo...
  • Diseño delgado patentado, fácil de usar sin sentir...
  • Contenido del paquete: 2 fèrulas dentales (pueden usarse...
RebajasMás vendido. 3
Runesol Ferula dental para bruxismo (4)| 100% libre de BPA |...
361 Opiniones
Runesol Ferula dental para bruxismo (4)| 100% libre de BPA |...
  • ★ ADIÓS A LOS DIENTES RECHINANTES: ¿Le encantaría...
  • ★ EL DISPOSITIVO MÁS CÓMDO DEL MERCADO: - Hecho de...

Para detener las consecuencias del bruxismo, la férula de descarga, tiene como función principal proteger las piezas dentales de las presiones a las que son sometidas por pacientes bruxistas.

La férula tiene ciertas características: el material del que está hecho es la resina, es rígida y el diseño es tal que ayuda a mantener la mandíbula relajada. La ventaja de esta sobre los protectores dentales es que puede ser utilizada durante la noche y, de ser necesario, también en el día.

El precio de las férulas de descarga varía dependiendo de la calidad y de si se hacen de forma estandarizada o personalizada, para que cubran todas las necesidades del paciente.

En el mercado español, los precios van desde los 100 euros, cuando la calidad es baja y no son personalizadas, hasta los 300 o 400 euros, cuando son de calidad. Estos precios son aproximados.

Estos dispositivos ayudan a mitigar los daños dentales y los problemas causados en la mandíbula. Sin embargo, no son útiles en cuanto a la eliminación del problema, tan sólo disminuyen los dolores y si se suspende su uso vuelven a aparecer.

En algunos casos, se hace necesaria la implementación de aparatos de ortodoncia para reparar las desviaciones u otros daños ocasionados por el bruxismo.

Lo más esperado es que las personas afectadas dejen atrás ese mal hábito de rechinar los dientes. En ocasiones, la remisión del problema se da de forma espontánea, pero cuando no es así es necesaria la utilización de las férulas o los protectores.

El bruxismo no respeta la edad a la cual se presenta. Es posible que sientas preocupación al escuchar a tu hijo rechinar los dientes mientras duerme o que tú mismo estés padeciendo el problema.

Emplea la terapia combinada para trabajar en la relajación y disminución de los niveles de estrés y procura el uso de alguno de los dispositivos mencionados para evitar en lo posible los daños ocasionados en la arcada dental.

No dejes que pase el tiempo sin buscar una solución al problema. Recuerda las consecuencias que trae consigo este trastorno psico-dental, puede afectarte mucho si no lo combates a tiempo.

Otras enfermedades dentales